Verduras

Verduras
Verduras

Bundts

Bundts
Bundts

Tartas

Tartas
Tartas

Como Hacer Mejillones en Escabeche Caseros.

Hoy os traigo un recetón. Y no porque sea difícil o laborioso, sino por lo fácil y resultón que es. Unos mejillones caseros que encontré, por pura casualidad, el otro día en Directo al Paladar.



Resulta que a mi costilla le encantan (nunca se harta de ellos) los mejillones en escabeche. Y lo cierto es, que me resultan mucho más económicos si los hago en casa. Y lo mejor, sabiendo la materia prima que llevarán.

Cierto que hay conservas de una buenísima calidad, pero el precio lo pagas. Haciéndolos en casa no sólo abarato costes, sino que me aseguro un producto sabroso, con aceite de oliva virgen, sencillo y sin apenas preparación.



Se pueden utilizar mejillones de esos que vienen congelados y sin sus conchas, la preparación resultará mucho más rápida. Pero yo prefiero los frescos, siempre que sea posible. Sólo tendremos que hacerlos al vapor con antelación y retirarles las conchas.



La cata ha sido favorable, lo único que quedan un poco más ácidos que los enlatados. Pero eso no es problema, no al menos en esta casa. La hora del vermut: unas patatas fritas, unas cervecitas o unos vinitos y un platito de mejillones con unas ricas aceitunas... ¿puede haber algo mejor?

Tiempo: 10 minutos, más un día de reposo.

Ingredientes (para unos 250 gr):

-1 kg de mejillones frescos, o una bolsa de 250 gr de mejillones congelados.
-100 cc de AOVE.
-100 cc de vinagre de vino blanco.
-3 dientes de ajo grandes.
-2 cucharaditas de café de pimentón de la Vera.
-2 hojas de laurel.
-una pizca de sal.

Si los mejillones son frescos, los haremos al vapor y les retiraremos las conchas. Reservamos.

En una olla de fondo grueso, ponemos el aceite y los dientes de ajo finamente picados. Ponemos a fuego bajo hasta que los ajos hayan tomado color. Añadimos el pimentón y removemos rápidamente, para evitar que se queme. En seguida añadimos el laurel y el vinagre y dejamos que recupere el hervor.

Añadimos los mejillones y dejamos unos dos minutos. Apagamos el fuego y dejamos enfriar en la misma olla,

Llevamos, una vez fríos, a la nevera y dejamos reposar hasta el día siguiente.

Aguantarán varias semanas en la nevera. El sabor ganará con el reposo.

A ver quien se resiste...

4 comentarios

  1. Un aperitivo buenisimo y si son caseros los mejillones hmmm.

    ResponderEliminar
  2. Sí que es un recetón. Me quedo con las ganas de prepararlos y por eso, me llevo la receta. No sé si primero las magdalenas o los mejillones. Ambas, me han encantado. Besos guapa

    ResponderEliminar
  3. hola!! qué ganas de probarlos, a mi es que me chiflan, y hechos en casa ganan un montón, me llevo yo tb tu receta, besos.

    ResponderEliminar
  4. No sabes lo bien que me viene ésta receta,ya te contaré!! Los mejillones tienen una pinta espectacular..En casa también somos del aperitivo;mejillones,olivas y unas patatitas fritas...Un beso y a ver si nos vemos pronto.

    ResponderEliminar